jueves, 4 de julio de 2013

SPIDERS - Sala Wurlitzer Ballroom, Madrid (3/7/2013)


Muchas ganas tenía un servidor de hincarle el diente en directo a Spiders. Uno de los mirlos blancos del rock sueco se presentaba en la sala Wurlitzer Ballroom (nombre más comercial imposible) y aunque una hora antes había solo unas 12 personas en la puerta, tras el pertinente birreo fuera de la sala, cuando volvimos estaba casi llena, a unos dos tercios de la capacidad. Ya pululaban por ahí todos los miembros de la banda excepto Ann Sofie Hoyles, última en llegar. John Hoyles, su hermano y guitarrista del grupo abandonó Witchcraft hace ya un año para centrarse en su nuevo juguete y servidor que se congratula de ello, su anterior banda nunca me dijo demasiado y sin embargo esta aventura tiene rock, tiene punk y tiene a veces un blues de lo más denso que me encanta, entroncado con grupos como por ejp. Graveyard con quienes compartían batería en sus comienzos, hace un par de años.


The Ancient Secrets Of Levitation, los teloneros, arrancaron con mucha fuerza y no levantaron el pie del acelerador en todo el rato que estuvieron sobre las tablas del escenario. El sonido era demasiado alto y retumbaba mucho pero se les notaban ganas y las canciones, con riffs pegadizos y ensordecedores por doquier, motivaron a todo el público, a los suecos inclusive.


A continuación Spiders se suben al escenario y comienzan con un tema que no me sonó así que intuyo que puede ser alguna cara b o incluso agún tema nuevo, quién sabe. Inmediatamente después hicieron un repaso por todas sus canciones, teniendo en cuenta que tienen 14 temas publicados no tuvieron que comerse mucho la cabeza para el set list. Especialmente sonaron muy potentes Fraction, Gracious Man, Love Me, Stendec y Hang Man que reventaron nuestros tímpanos. Su mezcla entre Motorhead, Runaways y el blues pesado y oscuro de Graveyard es maná para los oídos de un servidor y puedo asegurar que en directo ganan un poco más si cabe, siendo la producción de sus discos ya realmente buena. 


Los suecos llevan semanas girando y eso se nota, están en plena forma. Tienen poco sentido estético a excepción de ella. Aún así no les hace falta, con ese derroche de fuerza en el escenario, Ann-Sofie se deja la garganta y el cuello en cada tema, es un torbellino que no para de moverse, dejando el postureo para otros, lo suyo es dejarse la cuerdas vocales y agitar la cabeza. De John Hoyles me esperaba un tipo frio con cara de palo que iba a ser la bomba técnicamente. Pues la cara de palo la tiene, no haciendo demasiadas muecas y técnicamente es igual o mejor de lo que pensaba, un derroche de fuerza con las seis cuerdas. Pero además el tío disfruta, no le importa ponerse en primera línea de fuego con los solos o tirarse al suelo y dar toda una lección de como sacarle gemidos a su Gibson Les Paul. Su bajista se lo pasó también de maravilla y el batería fue el perfecto escudero de la banda, sin darle tregua a los parches desde el principio hasta el final, aunque parecía el menos sociable limitándose a aparecer, tocar y desaparecer, algo que no nos importó en absoluto después de escucharle.


Por lo bien que me lo pasé y los comentarios y caras de la gente allí reunida parece que la noche mereció la pena y con creces. No todos los días uno asiste al primer concierto de un grupo en una ciudad y por un precio muy barato. Probablemente dentro de algunos años llenen salas el triple de grandes pero el factor de la cercanía y el poder ponerte en primera fila sin problemas en un concierto sudoroso y enérgico no tiene precio. Y si encima tienen un repertorio escaso pero plagado de canciones con mucho punch y tan relucientes y duras como el diamante convierten cada una de las futuras visitas de Spiders a nuestro país en un evento de obligada asistencia.

7 comentarios:

KARLAM dijo...

A mi me tocan el sábado, ¡¡ganazas!! Los veré en el StoneFest y creo que me van a gustar por lo que dices, jeje! Primera vez solo hay una, así que cuando pasen unos años, al menos podremos decir que "estuvimos ahí". Después lo grandes que vayan a ser, o no, da igual. Que sigan esta línea, con más discos y que nosotros los sigamos disfrutando.

Saludos!!

Tyla DeVille dijo...

Regla nº 714 del Ruock: Sólo un guitarrista sueco puede permitirse llevar un pantalón pitillo blanco.

Dicha esta -tremebunda- gilipollez, me alegro mucho de que te lo pasaras pipa a base de r'n'r escandinavo.

Rrrrrock-On!

LoRbAdA dijo...

KARLAM: Ya contarás. A mi me gustaron mucho y espero que vuelvan a hacr muchas giras por aquí y que sigan creciendo y si no que los sigamos disfrutando unos cuantos.

Tyla: esa regla no es ninguna gilipollez. Al igual que la camiseta full fantasy del guitarrista de los Fleshtones, hay cosas que son así y solo unos cuantos elegidos pueden llevar.

Gracias a los dos.

javistone dijo...

No los conozco, pero por lo que dices tienen una pintaza del demonio. Estos suecos son la ostia, como están animando el cotarro, joder...¿Qué les darán de comer allí?
Saludos!

LoRbAdA dijo...

Javistone: yo creo que te pueden gustar bastante. Su disco es formidable y en directo están a la altura, me hicieron pasar un muy buen rato.

Un abrazo

PUPILO DILATADO dijo...

Otro q me pone los dientes largos y me hace babear con el directo de Spiders!. Tan solo espero q Ann y los suyos se den cuenta de que aquí se les quiere y hagan una gira más larga, al menos por la costa levantina!

LoRbAdA dijo...

PUPILO: Nada, nada, programamos un tour por los paises escandinavos y todo solucionado hombre. No será por ganas ;)